21 de diciembre de 2009

Mil Intentos.

Pensé en negarlo, pero tu nombre, indiscreto, me brotaba de los labios.
Pensé en ocultarlo, pero se me notaba hasta en la ropa, ya no solo en los ojos.
Pensé en olvidarlo, pero estabas presente hasta en la comida, ya no solo en la música, los lugares, los olores, y todo lo que me rodeaba.
Pensé en asumirlo, pero era demasiado obvio como para siquiera intentarlo.

Pensé en sacarte de mi vida, pero ya era tarde. Me di cuenta que eras mi vida.

Orgullo

Orgullo
(sin prejuicio)